Ya son muchos años los que la Autoescuela El Portillo lleva situada y enseñando a multitud de alumnos en el centro de Madrid en la zona Atocha y Lavapies, para nosotros es todo un orgullo poder ser una autoescuela pequeña en comparación con otras autoescuelas mucho mayores en Madrid y aún así seguir trabajando de manera cercana y familiar para todos y todas nuestras alumnas que desean aprobar el carnet de conducir en un lugar confortable y con los mejores profesores de autoescuela que existen en Madrid en nuestra humilde opinión.

Cada año cambian diferentes reglas, modos y formulas en nuestros vehículos, carreteras e incluso en el propio código vial y con todo ello podemos evolucionar para dar la mejor enseñanza vial y aprendizaje práctico para poder aprobar el carnet de conducir sin que esto sea un pesar o una mala experiencia para el la persona que desea conseguir el preciado carnet de conducir y ser libre para usar un vehículo en nuestras carreteras de forma segura y correcta.

Después de tanto años enseñando hemos aprendido nosotros también con la experiencia y esto siempre es un valor añadido ya que cada persona necesita estímulos diferentes para aprender y por esta razón debemos entender cual es la mejor manera de enseñar para según cada alumno que tenemos.

En el caso de las clases prácticas existe un caso muy parecido que el anterior ya que aún sabiendo la teoría a la perfección la práctica siempre necesita de una experiencia previa y una soltura que ayuda a poder aprobar el carnet de conducir a la primera y siempre con vistas a crear conductores seguros y con sentido común para evitar cualquier problema que pueda suceder en nuestras carreteras.

Si quieres encontrar una autoescuela cercana y familiar en el centro de Madrid no olvides visitar o contactar con nosotros para que te podamos ayudar con el carnet de conducir en Madrid.